EL DEBER pone en marcha el plan empresa saludable

EL DEBER pone en marcha el plan empresa saludable

El Deber“El deber de estar sano”. Así se denomina el programa de salud que ha implantado EL DEBER S.A en beneficio de sus trabajadores, siendo la primera a escala nacional.

Sonia Rivero, gerente general del Diario Mayor, dijo que se trata de un proyecto añorado hace tiempo por los fundadores de esta empresa para que los trabajadores gocen de buena salud y estén en buenas condiciones para desarrollar su labor.

“El periodismo no nos permite tener mucho dinamismo, por eso se pensó en implantar este modelo de buena salud para nuestros trabajadores. Una de las filosofías de los fundadores es: primero la gente”, expresó.
La gerente adelantó que en el consultorio interno de la empresa se ha diagnosticado a algunos funcionarios con diabetes e hipertensión, por lo que este programa será beneficioso para mejorar su estado de salud.

Erwin Saucedo, médico responsable del programa de salud, junto con Recursos Humanos y el Sindicato de Trabajadores está llevando a cabo este plan enfocado en la prevención, promoción y educación de la salud.

A moverse y a comer sano
A decir de Saucedo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda implantar empresas saludables como una estrategia para evitar complicaciones de la enfermedad del siglo, el sedentarismo. “El sedentarismo es la madre de todos los males y junto con la hipertensión y la diabetes mata a mucha gente”, indicó.

El galeno explicó que se trata de un programa ambicioso, que no se reduce solo al gimnasio que ha puesto en marcha la empresa, sino a un plan integral que tiene que ver con el aspecto nutricional, con ambientes saludables y condiciones adecuadas de ventilación, así también con fisioterapia, rehabilitación y un manejo adecuado del estrés. Para ello se ha hecho un convenio con la Universidad Ecológica, cuyos profesionales del área de la salud orientarán al personal para que logre un estilo de vida saludable.

El 60% está clasificado
Saucedo lleva a cabo la atención del personal, lo que le ha permitido levantar una base de datos. El 60% de los trabajadores está clasificado por patología y, dependiendo de la misma, se establecerá modelos de práctica física, nutricional y fisioterapia.

Pausa activa para redacción
Entre las medidas que se aplicarán está la pausa activa para el personal del área de redacción, que permanece varia horas sentados escribiendo y muchas veces en mala posición, por lo que es necesario que hagan una pausa activa, a fin de evitar problemas de anquilosis lumbar o dolores en la columna.

Otro aspecto es que los trabajadores puedan consumir alimentos saludables mientras desarrollan su labor. También se ha hecho un cronograma con horarios establecidos para el uso del gimnasio

infoRSE tomó texto y foto de El Deber

Categorías Periódicos, RSE

Escribir un comentario

Su correo electrónico no será publicado
Campos requeridos estan marcados con*