Gobierno Corporativo y RSE

Gobierno Corporativo y RSE

Javier Espada (2)“La rendición de cuentas de lo que una organización hace, su conducta y su comportamiento ético, son los elementos de un sistema de Gobierno Corporativo” son algunos de los elementos a los que se refiere, el especialista en temas de Responsabilidad Social Empresaria,  en el artículo de opinión que se difunde a través de infoRSE.

Javier Espada.- Quisiera dividir este artículo en dos partes: La mirada de los efectos del Gobierno Corporativo hacia adentro de una empresa; y sus repercusiones hacia afuera.

a)    Hacia adentro

Milton Friedman decía que “el único negocio de las empresas, es el negocio”; sin embargo, se ha demostrado que si una organización no cuenta con valores institucionales, y si estos valores no son solamente lindas declaraciones colgadas en la pared, sino verdaderos mandamientos ligados al comportamiento habitual, se puede tener como resultado una zona gris que le permita al empresario ganar, sin consideración alguna del daño que pueda causar a sus clientes, accionistas y usuarios, y también comprometer la trascendencia y permanencia de la empresa en el tiempo.

La rendición de cuentas de lo que una organización hace, su conducta y su comportamiento ético, deben ser elementos inspirados a través de un verdadero sistema que lo operativice, controle y sancione. Ese sistema es el Gobierno Corporativo.

Siendo estos valores institucionales, valores compartidos por toda la humanidad, inmutables e imprescriptibles, la conducta ética es el camino a través del cual ha ido naciendo la RSE como una respuesta a los impactos negativos generados por las decisiones.

Desde un sentido gráfico, los valores y principios son la base sobre la cual se rigen todas las acciones humanas, estos valores y principios se activan con las decisiones de los seres humanos y estas acciones tienen efectos sobre otros seres humanos, sobre el medio ambiente y el planeta en su conjunto. Estas decisiones, malas principalmente, son la causa por la cual surge la RSE. Dicho de otra manera, si nuestras acciones como seres humanos no estuviesen plagadas de dilemas éticos, posiblemente la RSE fuese innecesaria.

Grafica RSE-HumanizarseLa Política de RSE es la herramienta usada por el Gobierno Corporativo para hacer transparentes estas decisiones, de tal manera que todos los involucrados en los resultados, ya sean accionistas, clientes o consumidores, las y los trabajadores y la sociedad en general, estén informados y conscientes acerca de las repercusiones de esas decisiones.

a)    Hacia afuera

¿Las malas decisiones empresariales pueden afectar al mundo?

La crisis financiera dejó a millones de personas desocupadas y en condiciones de pobreza a lo largo de varios continentes, lo que nos hace preguntar, ¿Por qué estas empresas, con utilidades de millones de dólares y altos ejecutivos provenientes de las más prestigiosas Universidades de los Estados Unidos, tomaron malas decisiones?

Hace unos años atrás leí un artículo muy interesante de Bernardo Kliksberg sobre el daño causado por las “fallas en el gobierno corporativo” asociadas a la crisis económica mundial. No le presté mucha atención en su momento, pero luego de las grandes repercusiones ya no solo por crisis, sino también por un gran proceso de desaceleración, volví a leer el artículo el cual comparto plenamente.

La gran crisis económica ha pasado a ser una crisis humanitaria, una verdadera crisis  profunda referida a los valores fundamentales de los seres humanos. Los valores no  cambian pero están siendo priorizados de otra forma. Richard Friedman, profesor de psiquiatría de la Escuela de Medicina de la Universidad de Cornell dice que “La sociedad moderna ha ligado el éxito y la autoestima exclusivamente al  patrimonio económico”.

Joseph Stiglitz, en su libro el Malestar en la Globalización, llamó “fundamentalismo de mercado” a esos errores de falta de gobierno corporativo en los bancos que iniciaron esta desastrosa situación; sumado a una falta de control gubernamental y fiscalización a través de regulaciones que impidan un capitalismo “salvaje” que permita a las empresas hacer lo que quieran sin rendir cuentas a la sociedad. Stiglitz no está en desacuerdo con la globalización ya que la considera necesaria y potencialmente beneficiosa para el desarrollo económico mundial, pero siente que no ha sido bien administrada por las instituciones financieras multilaterales, como el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional.

En una Conferencia el experto Ricardo Mejía Cano mencionaba que las empresas como la humanidad descansan en una mesa de tres patas: Lo divino, lo terreno y lo mundano y es precisamente esta trilogía mundana lo que representa la transparencia a través de órganos de control que son la Asamblea, la Junta o Directiva y la Administración y que por tanto, estableciendo una relación directa entre el poder que tienen las empresas de afectar a millones de personas, de sumergirlas en la pobreza y de profundizar la inequidad, está bastante claro que requieren tener claramente definidos sus órganos de gobierno, para que los conflictos éticos y conductas abusivas dejen de encontrar espacios para su proliferación.

En términos de subsistencia empresarial, si una empresa solo se preocupa por producir utilidades para sus accionistas o propietarios, dejando de lado al resto de los grupos de interés, será muy difícil que amplíe mercados y obtenga mayores crecimientos, lo que vendría a ser una justificación bastante seria si es que opta por mirar al largo plazo la sostenibilidad del negocio.

 

Javier Espada Valenzuela: Es escritor y consultor en RSE. Escribió el primer libro sobre RSE adecuado al contexto social, económico y político de Bolivia. Es experto en el tema y docente en diferentes universidades y centro de estudios.

 

Categorías Opinión, RSE
Palabras Clave HumanizaRSE, Javier Espada, rse

Comentarios

  1. Fabiana Gonzales Oporto
    Fabiana Gonzales Oporto 14 julio, 2014, 02:47

    Me agrada la separación que hiciste, tu intención hace más comprensible la importancia del gobierno corporativo y las consecuencias de su gestión.
    Si bien los valores y principios éticos de las personas son determinantes en su accionar, pero creo que en este aspecto es importante considerar que lo que puede ser ético para uno, puedo no serlo para otro; esto me hace pensar en la semejanza de principios éticos que debería existir entre los miembros del gobierno corporativo, es interesante que de esa forma se puedan construir criterios éticos como “el común denominador” para la gestión del gobierno corporativo.
    Es evidente que el egoísmo y la ambición han generado como consecuencia las crisis económicas y sociales en el mundo y eso es producto de la incorrecta administración y toma de decisiones de los administradores, quienes han aprendido que el éxito y el verdadero valor de construir y participar de las grandes economías está en formar empresas que son monstruosos imperios que generen grandes flujos de dinero sin importan a costa de que o quien, esa grandeza, es el factor de mayor admiración en las escuelas de economía y administración, y eso está mal.
    Personalmente, lo veo como un virus para el cual la medicina es la RSE, y de cierta forma no me gusta la figura de “arreglar las cosas que están mal por las decisiones inconscientes de otros”, la RSE debe estar para hacer las cosas bien siempre, es decir, ser responsable desde el inicio hasta el final.
    Por eso, creo, que es fundamental que la RSE se enseñe en las escuelas de economía, porque si bien la RSE participa como un agente de cambio o solución para todas estas malas consecuencias, lo apropiado sería que la RSE se convierta en un pilar que permita entender y desarrollar economías de manera consciente y equitativa.
    La gestión responsable del gobierno corporativo es como darle el segundo chance a la empresa de hacer las cosas correctamente, en pro de todos los involucrados.

    Responder este comentario

Escribir un comentario

Su correo electrónico no será publicado
Campos requeridos estan marcados con*