Instan a fabricantes a reducir la sal en los alimentos infantiles y dejar de publicitar productos salados a los niños

Instan a fabricantes a reducir la sal en los alimentos infantiles y dejar de publicitar productos salados a los niños

Comida para niñosLa Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) hace un llamado a la industria de alimentos para reducir la sal en sus productos, especialmente los productos para los niños, y a dejar de publicitar productos altos en sal a los niños. Durante la Semana de Sensibilización sobre la Sal, que se celebra del 16 al 22 de marzo, la OPS/OMS también insta a padres y a niños a “limitar la sal oculta”, comiendo platos preparados en el hogar con ingredientes frescos.

“La mayoría de nosotros ni siquiera somos conscientes de la cantidad de sal que comemos”, dijo Branka Legetic, asesora de la OPS/OMS en enfermedades no transmisibles. “Eso se debe a que la mayor parte de la sal que consumimos está oculta en los alimentos procesados. Una parte de la solución es que la industria de alimentos procesados reduzca la sal en sus productos. La otra parte es usar menos sal en la cocina y asegurarse de que los niños coman más alimentos frescos preparados en casa”, afirmó.

Los niños son especialmente vulnerables a la publicidad y el mercadeo, y al mismo tiempo están desarrollando los hábitos alimenticios que influirán en el tipo de dieta que sigan cuando sean adultos. Aún durante la infancia, el alto consumo de sal tiene un efecto sobre la presión arterial y puede predisponer a los niños a enfermedades tales como la hipertensión, osteoporosis, asma y otras enfermedades respiratorias, obesidad y cáncer de estómago.

Por otro lado, el hecho de que los niños y los adolescentes estén en una etapa de formación también supone una oportunidad. “El gusto por lo salado es una preferencia adquirida, por lo que—y esto es esencial para la salud—los padres pueden tomar medidas para evitar que los niños desarrollen el gusto por la sal desde un principio” dijo Legetic. “Si los padres involucran a sus niños en la preparación de las comidas en casa, esto les ayudará aún más a establecer buenos hábitos alimenticios para toda la vida”, indicó.

 

InfoRSE tomó texto y fotos de la página web ComunicaRSE.com

Categorías Mundo

Escribir un comentario

Su correo electrónico no será publicado
Campos requeridos estan marcados con*