Microempresarios en conservación vial ahorran al Estado $us. 11,5 millones/año

Microempresarios en conservación vial ahorran al Estado $us. 11,5 millones/año

abc-mypesEl Programa de Conservación Vial con Microempresas (PROVIAL) de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), ahorra al Estado alrededor de 11,5 millones de dólares en obras de conservación vial que se desarrollan en los diferentes tramos carreteros del país.

El Programa de Conservación Vial con Microempresas (PROVIAL) de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), que celebró este 18 de junio su décimo tercer aniversario de creación, se encarga de la atención pronta e inmediata sobre actividades de conservación vial y atención de emergencias en la Red Vial Fundamental, durante los 365 días del año.

La presencia cada vez más importante de los “PROVIALES” ha generado un significativo ahorro al Estado en la conservación de carreteras, cuyo trabajo se efectuaba con elevados costos de inversión en el pasado. La mano de obra y la permanente incursión de equipamiento de las microempresas se traducen en resultados interesantes en cuanto a la conservación de las vías troncales del país.

Actualmente, más de 3.500 socios y socias que se agrupan en 450 microempresas, muchas de ellas especializadas en seguridad vial y señalización, forestación y cuidado del medio ambiente y bacheo de carreteras; realizan tareas de conservación a lo largo de 12.000 Km de carreteras.

Los Microempresarios, siempre vestidos de amarillo, se dedican a 90 actividades en carreteras, como la Conservación del sistema de drenaje (limpieza de cunetas, alcantarillas, zanjas de coronamiento, bajantes y canales);  Mantenimiento de calzada, puentes; Bacheo; Señalización horizontal y vertical; Construcción de muros de mampostería de piedra en seco; Control de vegetación en el derecho de vía; Actividades administrativas, como la vigilancia de vía, conteo de vehículos y registro de accidentes. Estos conocimientos están reforzados por los socios y socias con  la participación en diferentes cursos de capacitación, habiendo obtenido certificaciones como peritos en estas áreas técnicas.

Estas agrupaciones comunitarias,  organizadas a partir del Programa de Conservación Vial (PROVIAL) bajo la tuición de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC); se constituyen en un nuevo modelo de emprendimiento económico mediante la asociación y la mecanización gradual de su labor como microempresas especializadas en conservación vial. Se tiene proyectada la especialización de microempresas en tareas de conservación de puentes y obras de drenaje, hormigón y obras de arte y gestión de riesgos

Impacto socioeconómico

Por otro lado, el Programa de Conservación Vial con Microempresas PROVIAL genera 3.500 fuentes de trabajo,  permanentes, dignos y estables; con un ingreso mensual promedio Bs. 1.200. Más de 23 mil personas se benefician indirectamente gracias a PROVIAL, sobretodo en el área rural por donde atraviesa la RVF.

Como un fenómeno colateral, de las 450 microempresas, más de 200 lograron – por iniciativa propia –  emprendimientos productivos exitosos para incrementar sus ingresos familiares y potenciar el desarrollo empresarial de la microempresa. La producción lechera, la instauración de granjas porcinas y de pollos, criaderos de peces, viveros, la producción agrícola, panaderías, mejoramiento de viviendas para los miembros familiares de los socios,  además de la compra de motorizados para su labor microempresaria.

Los primeros pasos

Los microempresarios para la conservación vial, dieron sus primeros pasos hace una década, y surgieron en función de cualificar el trabajo de la institución Estatal, encargada de vertebrar e integrar a los bolivianos.

En junio de 2001, durante la gestión del Servicio Nacional de Caminos, se inicia el proceso de implementación de un Plan Piloto que incluye, seguimiento, contratación, monitoreo mensual y evaluación anual de cada una de las Microempresas de Conservación Vial.

Para el año 2003 el Programa empieza a funcionar oficialmente con tres microempresas en el tramo Río Seco – Desaguadero. La primera microempresa estuvo conformada por 45 personas, entre ellas un grupo de mujeres de la ciudad de El Alto. De éstas se seleccionaron 22 quienes integraron las microempresas “Lloco Lloco”, “Los Andes” y “Guaqui” destinados a atender 95 kilómetros entre Río Seco y Desaguadero.

Entre  la gestión 2003 y 2004, se procedió  a la Contratación de Administradores Viales  para guiar, supervisar y optimizar la conservación rutinaria a cargo de las microempresas.

El 27 de octubre de 2006, mediante Ley Nº 3507 se instituye la creación de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), profundizando aún más el trabajo de las microempresas de conservación vial. De menos de 30 microempresas existentes hasta el 2006, el número de éstas se incrementaron a más de 400 en la actualidad.

En tanto que la aprobación y promulgación del Decreto Supremo Nº 29106 del 25 de abril de 2007, consolida el trabajo de PROVIAL, estableciendo procedimientos, reglamentos y líneas estratégicas emanadas por la Gerencia de Conservación Vial.

El año 2012 se promulga el D.S. Nº 1300 y se modifica el Art. 4 del D.S. 29106 que cambiando la cuantía para la contratación de microempresas e implementa el Plan de Microempresas Especializadas que ejecutan actividades de señalización, bacheo, hormigón, atención al medio ambiente, entre otros trabajos.

La gradual consolidación del Programa de Conservación Vial con Microempresas conlleva numerosos beneficios sociales, económicos, técnicos, políticos, administrativos y ambientales, permitiendo conservar y mantener la Red Vial Fundamental en condiciones transitables, alargando su vida útil y reduciendo los costos del mantenimiento rutinario y la atención de emergencias.

Categorías ABC, Públicas, RSE

Escribir un comentario

Su correo electrónico no será publicado
Campos requeridos estan marcados con*